Chinchilla.jpg Chinchilla Chinchilla 320px Chinchilla

La chinchilla y sus parientes, las vizcachas son pequeños roedores nativos de los Andes, especialmente de Bolivia, Chile, Argentina, Perú y que pertenecen a la familia Chinchillidae.

Características

La chinchilla es un animal gregario y debido a su pequeño tamaño ha desarrollado habilidades específicas de defensa contra los depredadores, así como un modo de vida adaptado a la noche. Su denso pelaje les protegía del frío y de los parásitos exteriores, y su gran habilidad como saltadores y trepadores les permitía escapar con facilidad y rapidez de los posibles animales que los persiguieran. El pelo de la chinchilla es muy suave y tienen la capacidad de soltarlo para defenderse, con lo cual el depredador se quedaría con sus pelos y la chinchilla podría escapar. Sus patas traseras están muy desarrolladas y eso les permite dar grandes saltos de hasta más de un metro de altura y subirse fácilmente a las ramas y rocas. Son excelentes saltadores y aprenden muy rápido. Su cola les permite tener un buen equilibrio al saltar y moverse, y también está adaptada con su forma en U para evitar que los depredadores les atrapen. Son muy rápidas pero sin embargo no tienen gran resistencia y se cansan fácilmente, por lo que la combinación de velocidad y salto les ha dado dos buenas técnicas para sobrevivir.

La esperanza de vida de una chinchilla como media es de 12-15 años, pero hay casos de chinchillas más longevas hasta 20 años. La chinchilla no es un animal que desarrolle muchas enfermedades, pero tienen un aparato digestivo muy delicado propenso a problemas intestinales y parásitos del agua, toleran muy mal (con muerte incluida) los golpes de calor y los ambientes con mucha humedad (micosis en la piel y pelo).

Alimentación

La alimentación base de la chinchilla es Heno y pienso:

  • Heno: Es la base por excelencia de la alimentación de la chinchilla, se debe suministrar generosamente ya que es rico en fibra y previene problemas dentales. De preferencia se debe suministrar durante todo el día. Puede ser sustituido por alfalfa deshidratada en cuyo caso la ingesta de calcio se debe disminuir al ser esta leguminosa rica en este mineral. Pienso/Comida/Alimento El pienso para la chinchilla se suministra de noche, debe tener una composición de Grasa – 3.5% Azúcar – 4% Proteína – 14% Fibra – 21.5% Vitamina D – 32.400 Vitamina A – 14.000 Vitamina E – 80 La cantidad a suministrar es 30 gr diarios.
  • Golosinas/Chucherías: Se trata de premios que ayudan a crear nexos con la chinchilla y a la vez un deleite para su paladar, se debe dar en poca cantidad y eventualmente ya que la mayoría son ricos en grasas, en azúcares, o son laxantes o son astringentes. Entre estos se encuentran pasas, pipas de girasol, alfalfa en tacos, diente de león, ortigas, menta, perejil, cardo mariano, mazorcas de maíz, etc, todo previamente deshidratado.
  • Frutas y Verduras: Funcionan como golosinas y además complementan su alimentación. Es mejor si se da deshidratado. Algunos de estos son: guisantes, papaya, plátano, tomate, habas, piña, etc. Otros complementos para completar la dieta de la chinchilla es bueno darles 0.2 ml de calcio 20 fuerte (de venta en farmacias) una vez por semana. Es importante recordar que todo exceso compromete la calidad de vida de la chinchilla, entre ellos podemos contar excesos de vitaminas, excesos de grasas, azúcares, carbohidratos (como el pan por ejemplo) alimentos frescos, etc. A esto se suma que cambios bruscos en la alimentación producen problemas en el tracto digestivo.
  • El aloe Vera y la Flor de Pascua: Son plantas tóxicas y mortales, ni debemos de dárselas ni ponerlas a su alcance jamás.

Comportamiento

La chinchilla es un animal de actividad nocturna . La chinchilla aprende rápido los hábitos y horarios que les pongamos, pero por las noches es cuando están más activas. Debemos de pensar en un lugar cómodo para nosotros (que no nos molesten) y adecuado para ellas (sin humedad, sin calor, sin corrientes, sin ruidos excesivos…).

La chinchilla es uno de los roedores más solicitados se debe a sus características. Aunque es bastante independiente, la chinchilla no es molesta en cuanto al ruido que realiza o el olor que desprende, ya que es muy silenciosa y limpia. Le encanta lo novedoso porque es muy curiosa. Además, no es plenamente feliz hasta que no convive con otra de su misma especie, para que así puedan entretenerse jugando entre ellas. Lo ideal es que sea una pareja pero, si esta condición no es posible, que sean del mismo sexo no supondrá ningún inconveniente.

Verá a su dueño como a su compañero, sobre todo cuando se sienta sola y no tenga un congénere con el que pasar el tiempo libre. Aunque es un roedor, no suele morder objetos que no haya identificado como juguetes, por lo que resta preocupación a la hora de dejarla suelta por la vivienda

Chinchilla333.jpg Chinchilla Chinchilla 550px Chinchilla333

Reproducción

Chinchilla2.jpg Chinchilla Chinchilla Chinchilla2

Para poder juntar dos chinchillas hace falta, lo primero, que se lleven medianamente bien, o por lo menos que no aparezcan peleas que lleven a heridas y a problemas. No siempre todas las chinchillas consiguen hacer buenas migas con las otras, en general, podemos decir que cuanto más joven sea, más sencillo resultará que tenga buena relación con los demás de su especie, pero por eso, no podemos decir que sólo las chinchillas jóvenes se llevan bien o podrían llevarse bien. Hasta los 2-4 meses, casi todas las chinchillas aceptan sin problemas a otras chinchillas, sean del sexo que sean. A partir de esas edades ya empiezan a madurar sexualmente, las hembras tienen su primer celo y el macho alcanza la madurez sexual, con lo que podrían empezar las dificultades para ponerlas juntas.

Los machos chinchilla alcanzan la madurez sexual a los 4 meses aproximadamente, depende de cada caso, pero todavía tendrán que aprender a aparearse, que será realmente a los 6 meses.

Las hembras a los 4 meses pueden quedarse embarazadas, pero cuidado, porque no tienen el aparato reproductor ni el cuerpo preparado para poder soportar un embarazo; debemos de mantenerlas separadas del macho excepto que estemos seguros de no correr ningún riesgo. El peso mínimo para que una hembra pueda sacar adelante un embarazo sin riesgos es de 450 gramos , con menos de ese peso no es recomendable.

La cópula

Después de conseguir una pareja de chinchillas que se lleva bien, y que tengan edad para ser papas, debemos de saber algunas cosas de las chinchillas.

La chinchilla hembra tienen el celo cada 28-35 días, dependiendo de cada chinchilla, y dura pocos días. Podremos ver que el cono de la hembra está más viscosillo, como un liquido transparente. Sólo estará ovulando 2 o 3 días…Durante esos días veremos al macho muy alterado, excitado e intentando aparearse con la hembra.

La copula la mayor parte de las veces tiene lugar por la noche, el macho mueve el rabo y muchas veces hace ruidos, mientras persigue a la hembra o lo intenta.

Las hembras chinchilla no siempre desean aparearse, así que a veces podemos oírlas hacer ruidos también, “discutiendo” con el macho o escapándose y dándose la vuelta. Si se aparean, veremos al macho subido encima de la hembra, la sujeta con las patas delanteras e incluso con la boca en el cuello para poder aparearse con ella; esto lo va a hacer muchas veces durante toda la noche, incluso podemos ver a la hembra intentando escaparse con el macho agarrado…y mucho movimiento en la jaula.

Es posible que a la mañana siguiente nos encontremos el llamado tapón copulatorio o stopper en la jaula, que es como un pequeño taponcito viscoso que es el semen del macho sobrante. Esto no quiere decir que la hembra esté embarazada, sino sólo que se han apareado.

El embarazo

El embarazo de una chinchilla dura una media de 111 días; si hemos encontrado el tapón será sencillo hacer el cálculo o si hemos presenciado un apareamiento y aparecen los síntomas del embarazo, sólo tendremos que sumar 3 meses y 3 semanas para nacer los bebes.

Una chinchilla que va a tener bebes, a partir de las 7 semanas empieza a ganar peso semana tras semana, dependiendo de los bebes que espere y del tamaño de la chinchilla, entre otras cosas, habrá mamas que ganen más peso y mamas que ganen menos. Hay chinchillas que ganan 100 gramos solo y tienen 2 bebes y hay otras que ganan 130 y tienen 1…Pondremos unos gráficos de ejemplo, pero teniendo siempre en cuenta que cada chinchilla es diferente…y eso no quiere decir que esté mejor ni peor.

El tamaño de las mamas también va a cambiar mucho, pasara de 1 o 2 mm a 7 u 8 mm y su color pasara de un blanco-rosa suave a un rosa-rojizo.

El ultimo mes de embarazo la chinchilla suele tumbarse de lado, incluso la podemos ver literalmente “patas arriba”, porque se cansa más y le pesa el bebe o bebes, bebe mucho y come mucho (esto lo hace todo el embarazo), se mueve bastante menos y la veremos muchas veces descansando. Muchas chinchillas toman estas posturas y no están embarazadas. Lo de tumbarse no sólo lo hacen las mama embarazadas, muchas chinchillas lo hacen por gusto o porque descansan o se refrescan mejor.

Muchas hembras de chinchilla cambian su carácter durante el embarazo, se vuelven más buenas y cariñosas, y podremos ver al papa muy atento con ella y muy cariñoso, se colocan juntos para dormir, se les suele ver más amorosos. Hay casos de hembras que han reaccionado al contrario y se han vuelto mas ariscas con el macho y con sus dueños…

El último mes es el más difícil para las mama chinchillas, tienen mucho peso, se cansan mucho…pero también es el mes más bonito para los dueños. Si tenemos confianza y cercanía con nuestra chinchilla, nos dejará tocarle con naturalidad los bebes y se los notaremos como se mueven…e incluso podemos notarlos si la chinchilla está tumbada y podremos ver como se mueven incluso a simple vista por los lados de la barriga de la mama, eso quiere decir que pronto nacerán.

El parto

La mayor parte de las chinchillas dan a luz a primera hora de la mañana, aunque no son raros los partos a lo largo de la mañana o incluso algunos por la tarde. A todos nos encantaría presenciar este momento tan bello, pero la mayoría de las veces no tenemos tanta suerte. Lo ideal sería estar con ella en ese momento para poder controlar que todo va bien. La mayor parte de las mamas chinchillas dan a luz a los bebes sin ningún problema, pero en algunos casos necesitan nuestra ayuda…así que vamos a ver en que les podemos ayudar.

La chinchilla que va a dar a luz, está inquieta, suelen bajar muchas veces a la parte baja de la jaula o si tienen una casa de madera entrar y salir más veces de lo habitual, nerviosas. Las vemos que se tumban y se levantan muchas veces, como que no están cómodas…se limpian muchas veces el cono…y emiten ruiditos a veces como de dolor, no todas lo hacen.

Podemos ver perfectamente las contracciones en la tripa de la chinchilla durante estos momentos y el parto. Si presenciamos esto, está a punto de dar a luz, la barriga y también en el hocico la veremos mojada, ha roto aguas. Al papa ha llegado el momento de retirarle por unos días de la jaula.

La chinchilla utiliza las manos para sacar a los bebes, y la boca, se pone a dos patas apoyada, se agacha y tira de ellos para sacarlos; nada más sacarlos, lo primero que hace es cortar el cordón umbilical y secarlo.

Si hay mas bebes hará lo mismo con todos, y dejará el primero para sacar al segundo que viene y así todos. Normalmente no pasa mucho rato y en unos minutos, como máximo 20 minutos ha sacado a todos los bebes y los está secando.

Este momento es muy importante porque si tenemos una camada numerosa con 3 bebes o más, puede ser que la mama chinchilla no tenga tiempo de irlos secando porque el parto sea muy rápido y debemos ayudarla a secar los bebes para evitar que se enfríen y entren en hipotermia, porque se podrían morir. Con un trapo y despacito, cogeremos los bebes uno por uno y les frotaremos despacio para secarlos y que entren en calor…Si continúa en parto debemos ponerles encima de la viruta seca ya que la mama al romper aguas dejara todo lleno de sangre y de agua. Es muy útil también ponerles un trapo de pelo para que estén calentitos hasta que su madre pueda atenderles.

En pocos minutos escucharemos a la mama haciendo ruidos y a los bebes.

Los bebes sanos de chinchilla nacen con los ojos totalmente abiertos, con pelo y ya se mueven y saltan un poco. Tienen la cabeza bastante mas grande que el cuerpo, y pueden seguir a su madre desde los poco minutos de nacer. Es posible que nazcan algún bebe con los ojos aún cerrados, en pocos días los irá abriendo.

Mama chinchilla acaba su parto expulsando y comiéndose la placenta, que a primera vista puede ser molesto verlo o parecernos que es otro bebe, pero no, es una bola llena de vitaminas y sustancias muy nutritivas para ella.

La chinchilla se mancha bastante con el parto, y empapa el suelo de la jaula donde ha dado a luz, por lo que nos toca cambiarle el sustrato y ponerle uno limpio y seco para evitar que se mojen los bebes y la suciedad.

La chinchilla también invierte tiempo en limpiarse de todo el parto, mientras los bebes ya están seguro con ella intentando mamar…la primera hora los bebes intentan coger las mamas con lo que estimulan la bajada de la leche en su madre, que aún no tiene. Ya podremos ver el color del pelo de los bebes y también el sexo, pero lo recomendable es que si no ha habido ningún problema en el parto, dejemos descansar a la mama y a los pequeños.

Enfermedades comunes

Chinchilla5.jpg Chinchilla Chinchilla Chinchilla5

Siempre acuda al veterinario al primer síntoma ya que las demoras pueden ser fatales.

  • Problemas en las orejas: si la chinchilla se las rasca constantemente puede ser un signo de que tenga algún problema en las orejas como otitis o resequedad.
  • Problemas en la boca: los incisivos les crecen constantemente como a cualquier roedor. Si les crecen demasiado no podrá comer y la tendrás que llevar al veterinario para una abrasión mecánica los dientes.
  • Pelaje: las chinchillas tienen un pelaje muy espeso, casi nunca encontraremos ácaros o parásitos. Pero pueden sufrir de micosis,en este caso la tendrás que llevar al veterinario.
  • Problemas respiratorios: Gripes, neumonía y pulmonía son frecuentes, ante descargas nasales, dificultad para respirar o sonidos semejantes a los ronquidos, se debe acudir al veterinario.
  • Estreñimiento: suele ser causado por el estrés, bolas de pelo en el sistema digestivo, parásitos y cambios en la alimentación. Ante esta situación debe suministrarse una a dos pasas, un poco de extracto de malta para roedores o un poco de diente de león y si no surte efecto alguno acudir al veterinario.
  • Diarrea: la chinchilla puede sufrirla a menudo. Dele de comer únicamente heno y un pan muy tostado (casi quemado)también podemos darle carbón activo. Si no mejora pronto acuda al veterinario ya que probablemente puede tratarse de parásitos o una desestabilización de la flora intestinal.(Nunca se deben dan alimentos frescos ya que favorecen la diarrea así como los gases).
  • Problemas en los ojos: irritaciones y conjuntivitis son frecuentes sobre todo por los baños de arena cuando esta es demasiado fina, en estos casos intente lavar el ojo con suero fisiológico y si la irritación no para, llevar al veterinario.
  • Distensión del estómago: También llamada enfermedad del estómago hinchado. Es la enfermedad que esta presentando los mayores índices de incidencia en la chinchilla doméstica, y puede ser grave en caso de no tratarse a tiempo; se trata de una inflamación en la zona intestinal bien sea por acumulación de líquidos orgánicos, gases, o ambos, y puede resultar muy doloroso para las chinchillas dala la presencia de cólicos. El cólico es un término genérico para abarcar dolores y gases en la la zona gastrointestinal y renal, en general son procesos muy dolorosos como la timpanización gástrica, intususcepción de ciego e intestino grueso y la impactación de ciego e intestino grueso, o cálculos renales.

Las principales causas son:

  • Variaciones en su alimentación (bien sean por hacerlo abruptamente o por cambio de calidad de pienso)
  • Ingestión de forrajes frescos, húmedos o no completamente deshidratados
  • Ingestión de frutas o verduras frescas (no deshidratadas)
  • Exceso de golosinas (pasas, nueces, almendras, cacahuetes)
  • Ingestión excesiva de sustancias hidrófilas como el germen de trigo o el afrecho
  • Exceso de alfalfa en su dieta
  • Procesos de Anorexia
  • Impurezas en Pellets.
  • Intoxicación por sustancias como raticidas o insecticidas
  • También pueden ser un síntoma de una enfermedad mayor como lo es la diabetes.

Los síntomas que presenta la chinchilla son:

  • Pérdida de movimiento temporal (o permanente) en los cuartos traseros (la chinchilla se arrastra)
  • Abdomen distendido
  • La chinchilla está inapetente, se queja.
  • Estreñimiento severo

Para detectar esta enfermedad de la chinchilla, basta con tomar nuestra chinchilla ya que el resto es obvio, al ver su abdomen dilatado a especie de globo puede ser distensión del estómago, más si a ello se suma una cierta apatía a moverse.

Para prevenirlo es de suma importancia realizar las modificaciones en la alimentación de la chinchilla, de manera progresiva a fin de darle tiempo a su organismo a que se adapte, así mismo debemos evitar alimentos verdes frescos (heno fresco, hojas de espinaca, hojas de acelga, etc) así como evitar la ingesta excesiva de semillas oleaginosas (pipas, cacahuetes, nueces, etc) y golosinas (pasas, alfalfa prensada, etc)

En caso de presentarse esta sintomatología hay que llevar a la chinchilla urgentemente al veterinario, y en caso extremo de no poder llevarle en las próximas 5 horas podemos preparar una mezcla de una cucharadita de bicarbonato de sodio y cuatro onzas de agua, darle únicamente 0,1 ml a la chinchilla de esta solución mientras se traslada al veterinario.

Bibliografía

http://www.chinchillas.es/

http://es.wikipedia.org/wiki/Chinchilla_(roedor)

http://www.mascotasyhogar.com/mascotas/masamigos/roedores/?pagina=mascotas_masamigos_roedores_010_010